La Rosa del Azafrán, nombre con el que conocemos a la frágil flor de donde sacamos tan preciada especia. De color morado, donde destacan con un intenso color rojo los clavos de azafrán. Flor otoñal “que nace al salir el sol y muere al caer la tarde”.

Esta flor nace de un bulbo, Crocus Sativus. Cada flor tiene tres estigmas rojos que son el azafrán.

A mediados de octubre, aproximadamente, nos preparamos para la llegada de la rosa. Son días intensos de mucho y duro trabajo. Los azafranales cubiertos de un manto morado, que tenemos que recoger en el día. Es una flor «que nace al salir el sol y  muere al caer la tarde».  Pero también son días de alegría y júbilo. Después de haber estado todo el día cogiendo rosa, llegamos con las cestas llenas y nos sentamos en torno a una mesa para mondarla y por último tostar el azafrán en la misma jornada. Así vamos repitiendo todo el proceso durante unos quince, veinte días en los meses de octubre y noviembre.

Flor con un aroma particular que inunda todo. Es una flor que goza de gran popularidad hasta el punto de haberla cogido como referencia para dedicarle una zarzuela. La Zarzuela de La Rosa del Azafrán. Con un tema clásico, el amor entre dos personajes de clases sociales diferentes. Hace referencia a que el amor es tan frágil como la Rosa del Azafrán.

Pasa por nuestra tienda online, y podrás coger los productos que mejor se adapten a tí.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *